MINI Countryman 2017: ahora mucho más SUV
11-05-2017 Lanzamientos

MINI Countryman 2017: ahora mucho más SUV

La marca de origen británico lanza en Chile la segunda generación de su modelo más grande, con una clara apuesta por convertirse en una alternativa a un todoterreno compacto premium.

Tal cual lo habían adelantado en MINI hace dos años, cuando presentó su nueva estrategia de productos y su imagen corporativa, el line-up de la marca quedará ahora reducida a sólo 5 modelos: el tradicional hatchback F56, el Mini 5, el Clubman, el Cabrio y el Countryman, siendo éste el último de los modelos de la gama en renovarse.

El Countryman de segunda generación (F60) arriba al mercado seis años después de su lanzamiento oficial del modelo. Se presentó a fines de 2016, exhibiéndolo a público en el Salón de Detroit de enero pasado, y con posterioridad presentó una variante híbrida en Ginebra y el deportivo John Cooper Works en el pasado AutoShow de Shanghai.

Todos ellos utilizan como base mecánica el BMW X1, adquieren la nueva familia de motores turboalimentados que ya nutre a toda la gama MINI, y exhiben en lenguaje de diseño que debutó con el F56 hace ya dos años.

Lo más relevante del Countryman F60 es el importante crecimiento que experimentó su carrocería. Con 4.299 mm de largo y 20 centímetros más que su antecesor, recupera el sitial como el MINI más grande de la gama, rol que le había arrebatado el nuevo Clubman.

Tiene 1.822 mm de ancho (30 mm más) y 1.561 mm de alto (10 mm adicionales). La distancia entre ejes también aumenta significativamente (75 mm) para quedar en 2.670 mm, mientras que la trocha o distancia entre ruedas crece en 30 mm. Como dato adicional, el despeje al piso alcanza 165 mm, una altura nada destacada para un todoterreno.

Ahora, este importante incremento en las dimensiones exteriores permite que el habitáculo del Countryman ofrezca más espacio para los pasajeros y en la zona de carga.

La marca indica que es 50 mm más grande a la altura de los hombros en las plazas delanteras, y que gracias al desplazamiento horizontal de la banqueta trasera, se agregan otros 50 mm de espacio adicional para las piernas de los pasajeros.

En todo caso, sigue siendo un modelo para cuatro ocupantes cómodos.

En el caso del maletero, ahora tiene una capacidad de 400 litros, esto significa un crecimiento de 40 litros respecto del primer Countryman. Los respaldos de los asientos traseros pueden abatirse en proporción 40:20:40, generando un espacio de carga aún mayor.

Respecto del diseño exterior, esta nueva generación utiliza muchos de los genes que se han podido ver desde la aparición de la tercera generación del MINI dos años atrás, incluyendo una parrilla frontal más delineada y agresiva, y unos grupos ópticos que ahora son Full LED y tienen una firma luminosa circular. También se modificó el parachoques al incorporar unos neblineros más grandes.

Lateralmente muestra una silueta más grande y robusta, con líneas del cuerpo más estilizadas, una mayor superficie vidriada, y elementos que le confieren un estilo más outdoors, incluyendo parrilla, molduras y protecciones.

En la zaga se aprecian menos cambios, aunque el parachoques es más prominente, el maletero es más bajo y los focos son más gruesos. La sensación es de estar en presencia de un SUV real y no sólo de un MINI sobre elevado.

 

Nuevo habitáculo

El habitáculo del nuevo Countryman 2017 también fue rediseñado, manteniendo eso sí los elementos que ya son clásicos en todos los MINI, como los botones en forma de switch de avión y las formas circulares que se replican en el display central, los marcadores, las manillas de las puertas y en los mandos del climatizador.

Una novedad es la incorporación de una consola central más protuberante entre los asientos delanteros, donde, además de un cómodo apoyabrazos, se instala la palanca de cambios, dos posavasos, el freno de mano eléctrico y el mando del MINI Connect, el sistema de infoentretenimiento de la marca.

Los asientos tiene diferente diseño dependiendo de las versiones. En el caso de los Countryman Cooper apuntan al confort, mientras que en los Cooper S adquieren un diseño más deportivo y envolvente, dejando para el John Cooper Works una butaca deportiva con apoyacabezas integrado.

El nuevo MINI Countryman ofrece un nuevo sistema de infoentretenimiento MINI Connected, disponible con una pantalla de 6,5 pulgadas en las versiones Cooper y Cooper S, y otra táctil de 8,8 pulgadas en el John Cooper Works.

Este sistema se controla desde un mando central dispuesto sobre la consola, y desde ahí se puede manejar el sistema de audio, el teléfono, el computador a bordo y las asistencias, a la vez que permite utilizar el internet del smartphone para descargar aplicaciones, incluyendo una que permite navegar, ya que el modelo no tiene GPS.

En materia de equipamiento incluye airbags, frenos ABS y control de tracción y estabilidad. También cuenta con el MINI Driving Modes, que permite configurar los parámetros de aceleración, dirección y suspensión en tres modos: Green, Mid y Sport.

Todos los MINI Countryman 2017 incluyen de serie luces LED con contenido ampliado, climatizador automático de dos zonas, sensores de lluvia y luz, sistema de acceso y arranque sin llave, sensor de retroceso, las llantas de aleación de 18 y 19 pulgadas.

 

Nuevos motores

El nuevo MINI Countryman adquiere la misma gama de motores que ya están presente en todos los modelos de nueva generación.

Para las versiones Cooper se ofrece un bloque turboalimentado de 1.5 litros con 136 caballos de fuerza y 220 Nm de par, mientras que los Cooper S ofrecerán el 2.0 Turbo con 192 Hp y 280 Nm. Ambos estarán asociados a una caja automática de ocho velocidades y, opcionalmente, al sistema de tracción total All4.

La versión tope de gama John Cooper Works utiliza el mismo bloque anterior, pero con pistones específicos, un intercooler más grande y mayor presión de sobrealimentación, para conseguir 231 caballos y 350 Nm de par entre 1.250 y 4.500 rpm. Está asociado a la misma caja automática y al sistema All4.

La marca indica que con todos estos motores se reduce significativamente el consumo de combustible, con un rendimiento de hasta 20,8 km/litro para el Cooper, de 19,2 km/litro para el Cooper S, y de 16,6 km/litro para el John Cooper Works.

El nuevo MINI Countryman 2017 se venderá en siete versiones, con tres opciones de motor y dos tipos de tracción.

De entrada estarán las variantes Cooper de 136 Hp, con caja automática de 8 velocidades y un paquete de equipamiento Pepper. Los precios son de US$ 31.480 y US$ 33.480, dependiendo de si es tracción simple o total.

Las versiones Cooper S con 192 Hp tendrán dos paquetes de equipamiento, Pepper y Chilli, cada uno con versiones de tracción simple y total. Los precios parten en US$ 36.480 (Cooper S Pepper AT) y llegan hasta los US$ 44.480 (Cooper S Chilli All4).

Finalmente, el Countryman John Cooper Works será versión única a un precio de US$ 54.480.

Gracias a sus nuevas dimensiones, a su formato más robusto y a sus mayores capacidades off-road, el MINI Countryman de segunda generación amplía su espectro de competidores, apuntando más decididamente a crossover compactos premium como el Mercedes-Benz GLA, el Infiniti QX30 y el Audi Q2, y a SUV pequeños como el BMW X1 y el Audi Q3.

La marca estima que el Countryman representará entre un 30 y 35% de sus ventas, estimadas para este año en 450 unidades.

 

 

Galería MINI Countryman 2017 - Lanzamiento en Chile

MINI Countryman 2017 - Lanzamiento en Chile

1 de 21

Galería MINI Countryman 2017

MINI Countryman 2017

¿Qué opinas? Cuéntanos