Vende tu auto
Novedades

Flying Spur Speed: nace el súper sedán de Bentley

El modelo gana en potencia y par, añade mejoras en el chasis, y luce diferencias estéticas exteriores e interiores.

Flying Spur Speed: nace el súper sedán de Bentley

Bentley sigue ampliando su oferta global con nuevas versiones de sus modelos ya existentes, y esta vez es el turno del Flying Spur Speed, que se suma a las versiones V8, W12, Mulliner e Hybrid del Grand Tourer de la marca británica.

El Flying Spur Speed no sólo es la versión más deportiva del sedán, sino que además es el cuarto modelo Speed disponible en Bentley, junto con los Bentayga, Continental GT y Continental GTC Speed. De alguna manera reemplazará en la oferta al Flying Spur W12 normal, que dejó de producirse en mayo pasado, y se ubicará en la gama por encima del W12 S.

El motor W12 6.0 litros biturbo recibe 85 Hp y 130 Nm adicionales, para quedar en 635 Hp y 900 Nm de torque. Gracias a ello, permite ofrecer una mejora de 0,4 segundos en la aceleración de 0 a 100 km/h para dejar el registro en 3,8 segundos, y de paso, permitir una velocidad máxima de hasta 333 km/h.

Utiliza la misma transmisión automática de doble embrague ZF de 8 velocidades que el Continental GT para una aceleración suave y refinada, pero ofrece cambios de marcha más rápidos y una mejor economía de combustible. La marca indica que los pasos de marcha más rápidos se consiguen preseleccionando el siguiente cambio, acortando la interrupción del par a las ruedas y mejorando así el rendimiento.

Además, el Flying Spur Speed ​​se mueve normalmente con tracción trasera, pero dependiendo de las condiciones del camino y el deslizamiento de las ruedas, enviará automáticamente tracción al eje delantero según sea necesario, como un sistema activo de tracción total. 

Las ruedas traseras direccionales son estándar, lo que mejora la estabilidad en velocidades y la maniobrabilidad en la ciudad. El Dynamic Ride System (suspensión adaptativa), en tanto, fue optimizado para mejorar el manejo deportivo y el confort de marcha. Se mantiene el sistema de 48 voltios que administra la rigidez de amortiguadores y barra estabilizadora.

Finalmente, el sedán recibe frenos más grandes que comparte con el Continental GT Speed: discos delanteros de 420 mm con pinzas delanteras en Gloss Red.

En cuanto el diseño, el estilo Speed se replica en este sedán, ofreciendo un acabado oscuro en la parrilla delantera, faros delanteros y luces traseras, así como insignias Speed ​​en el alerón inferior. Las llantas de 22" son exclusivas de los modelos Speed ​​e incluyen acabados Dark Tint, Gloss Black y plateado. El Flying Spur Speed ​​también incluye las tapas de combustible y aceite enjoyadas.

Para un look más agresivo se ofrecen varios elementos aerodinámicos, como un separador frontal de fibra de carbono, faldones laterales, difusor trasero y un sutil alerón en la tapa del maletero.

En el habitáculo hay un gran equilibrio entre deportividad y lujo, con una cubierta fabricada con un 73% de poliéster reciclado y hasta 15 colores de cuero para los asientos. Cuenta con nuevos gráficos de rendimiento inspirados en los cronógrafos antiguos, y suma unos espectaculares asientos con ajuste de 24 posiciones para los asientos delanteros y de 14 posiciones para los asientos traseros. Todos incluyen calefacción, ventilación, masaje y dos posiciones de memoria.

La cabina también incluye pedales deportivos, insignias y emblemas Speed, ​​y estribos interiores y exteriores iluminados.

Marcelo Palomino recomienda

Cuentanos que opinas