Autos clásicos

Conoce al E-Plein Air, un Renault 4 con el corazón eléctrico del Twizy

El pequeño propulsor eléctrico del Twizy le da vida al reconocido modelo de la casa del rombo.

Conoce al E-Plein Air, un Renault 4 con el corazón eléctrico del Twizy

Sin duda el Renault 4, no sólo es uno de los autos más famosos de la firma del rombo, sino, además, es un verdadero icono de la industria automotriz mundial. No importa si lo conociste como Renoleta, Cuatro Latas o gelatinera, este auto movilizó y marcó la historia de muchas personas alrededor del mundo.

Si bien, técnicamente, el Clio es su heredero, hay muchas personas que aún añoran al modelo original, por ello no resulta raro que en diversas regiones del planeta exista una vasta cantidad de seguidores y por ende de clubs o eventos especiales. Uno de ellos es la reunión anual 4L International, realizada en Francia, y que fungió como vitrina para que Renault presente una versión muy peculiar.

El modelo en cuestión recibe el nombre de E-Plein Air, y no es otra cosa que un Renault 4L Convertible transformado en eléctrico. Para su creación Renault se apoyó en Melun Rétro Passion, especialista en “revivir” autos clásicos franceses. Pero como podrás observar, no se trata de una restauración; en el proceso se tomaron algunas libertades.

El producto final es un auto que más que recordar a los Plein Air originales, evoca a JP4, una especie de buggy construido sobre el R4 que en su momento gozó de cierto éxito. En el interior, el único cambio importante es la incorporación de un cuadro de instrumentos digital. Tampoco hay que perder de vista la carencia de asientos traseros, ya que su lugar ha sido ocupado por las baterías, sobre las cuales yace una cesta de picnic.

En el apartado mecánico, este Renault E-Plein Air sorprende, ya que detrás de esa imagen clásica se esconde una mecánica totalmente eléctrica tomada directamente del Twizy. Lamentablemente Renault no señala si mantiene las especificaciones originales o ha aumentado la capacidad de este tren motriz.

Tristemente se trata de un mero ejercicio de diseño, por lo que Renault no tiene planes de llevarlo a producción. Pero eso sí, ten por seguro que, con la creciente tendencia de transformar clásicos en eléctricos, pronto un taller especializado tendrá la iniciativa.

Esaú Ponce recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos