Vende tu auto
Tecnología

Porsche tendrá su red de carga eléctrica propia

Además, la marca está trabajando en una nueva tecnología de baterías de alto rendimiento.

Porsche tendrá su red de carga eléctrica propia

El primer Volkswagen Power Day realizado esta semana trajo interesante información sobre los planes de electrificación de Porsche.

Y es que la firma de Stuttgart está trabajando en una nueva tecnología en el campo de la química de las celdas para las baterías de alto rendimiento, con ánodos de silicio en lugar de grafito. Según la marca, con ello se consigue una densidad energética mayor y una mejor capacidad de carga rápida.

Los nuevos electrolitos y aditivos permiten el funcionamiento incluso a temperaturas superiores a 75ºC, dice Porsche, las normales en la alta competencia. Pero además, la experiencia adquirida también tendrá un efecto positivo en la potencia y en el volumen de las celdas, garantizando la existencia de una cadena de producción para estas baterías de alto rendimiento.

"La celda de la batería es la cámara de combustión del futuro", afirma Oliver Blume, Presidente del Consejo de Dirección de Porsche AG. "Nuestros autos electrificados, deportivos y de competición, plantean las máximas exigencias a la tecnología de las baterías. Para satisfacerlas, Porsche necesita celdas especiales de alto rendimiento. El silicio tiene un gran potencial".

Cuando estén listas, estas nuevas baterías se fabricarán en Europa y se utilizarán inicialmente en los modelos eléctricos de altas prestaciones y de producción limitada, y también para los clientes de competición.

Sin embargo, más interesante aún es el proyecto para crear una red de estaciones de carga rápida exclusiva para Porsche. Hoy, la firma está definiendo sus propios puntos de carga rápida a lo largo de las principales autopistas europeas, para ofrecer a los clientes una experiencia de carga de gran calidad y adecuada a la marca, y lugares para descanso mientras se realiza el proceso.

"Un requisito importante para la movilidad eléctrica es lograr una carga rápida y cómoda", afirma Blume. "Por eso estamos trabajando actualmente en los detalles de un concepto para nuestras propias estaciones de carga rápida. Seleccionaremos ubicaciones atractivas con el fin de ofrecer a nuestros clientes la experiencia más cómoda y rápida posible en los viajes de larga distancia".

Porsche indica que cada estación tendrá entre seis y doce puntos con una capacidad de 350 kW o más. El acceso se controlará a través de un smartphone.

Hoy, a través de Porsche Charging Service, la marca ofrece acceso a más de 135 mil puntos de carga de varios proveedores en todo Europa.

Marcelo Palomino recomienda

Cuéntanos que opinas