Novedades

Jeep y sus clásicos conceptos para el Moab Easter Safari

En esta ocasión, todos ellos rinden tributo al nuevo Gladiator.

Jeep y sus clásicos conceptos para el Moab Easter Safari

Una vez más, Jeep y Mopar han unido esfuerzos para crear una serie de vehículos conceptuales para presentarlos en la 53ª edición del Moab Easter Jeep Safari, la reunión de vehículos Jeep más grande del mundo que se celebra cada año, desde 1967, en Moab, Utah.

En esta ocasión, el distintivo es la aparición del Gladiator, el vehículo que marca el regreso de Jeep al segmento de las pick-ups. Es así como los miles de espectadores que acudan al evento tendrán la oportunidad de observar seis conceptos que, además de ser creados con accesorios y piezas de Mopar, rinden homenaje a la nueva camioneta de la marca. Vamos a verlos.

Jeep Wayout

Es un auténtico vehículo “overland” que aprovecha la capacidad de carga para permitir a los amantes de aventuras adentrarse en lugares de difícil acceso. Es un concepto funcional que integra una tienda de campaña elevada y una carpa extensible.

Estéticamente, el Wayout se distingue por el color verde lagarto (Green Gator) que está disponible en el Gladiator, el soporte personalizado en la caja con escalera integrada para transportar la tienda de campaña, y la carpa de 270 grados, equipada con luces LED amarillas para facilitar el montaje del campamento.

También dispone de dos tanques de combustible sobre los laterales y un sistema ARB de aire a bordo, con la línea de suministro de fácil desconexión montada en la carrocería. Estos elementos acentúan el espíritu aventurero del vehículo, permitiendo a los viajeros alejarse con confianza de las redes eléctricas y de suministro de combustible.

Para su andar equipa un kit de elevación Jeep Performance Parts de 60 centímetros, llantas de 17 pulgadas y neumáticos todoterreno de 37 pulgadas. Todo el conjunto destila un distintivo aire retro que recuerda al de los Willys originales. A esto hay que sumar un winche Warn de 12.000 libras,  un snorkel JPP, barras integradas en el techo para transportar equipaje cajones deslizantes con cerradura. En el interior, destaca el piso del suelo revestido de una capa protectora y los asientos tapizados en cuero marrón con inserciones de mapas topográficos grabadas en láser.

Jeep Flatbill

Inspirado en el mundo del motocross, este Gladiator tiene un look similar a una motocicleta. Esto se puede ver a primera vista en el color y gráficos de la carrocería, en los guardabarros y en el capó. A este trabajo de personalización hay que sumar los parachoques rediseñados, la placa protectora y las rampas que permiten facilitan el transporte de motocicletas.

Este Gladiator perfecciona su andar por medio de ejes delantero y trasero Dynatrac Pro-Rock 60, un kit de elevación de 1,2 metros Off-Road, amortiguadores de mayor recorrido, llantas de 20 pulgadas y neumáticos de 40 pulgadas.

Jeep M-715 Five-Quarter

Continuando la tradición “Resto-Mod” (restauración y modernización de autos clásicos), este Jeep es una mezcla de componentes clásicos y modernos. Como dato formativo, el término “Five-Quarter” (Cinco Cuartos) es un guiño a las históricas pick-ups Jeep de una y un cuarto de tonelada (cinco cuartos).

Sobre la base de los primeros Gladiator, este vehículo militar M-715 de 1968 ha sido restaurado con diversas mejoras en el chasis, en la transmisión y en las configuraciones de carga. En el exterior, el metal frontal original fue retirado y sustituido por un panel de fibra de carbono. También recibe una nueva caja recortada de aluminio, con decoraciones de madera, perforada y moldeada por paneles cortados por agua. Otras modificaciones en la carrocería incluyen una capota blanda convertible.

Por su parte, las luces delanteras han sido remplazadas con nuevas luces HID (descarga de alta intensidad) y con LED auxiliares que proporcionan mayor visibilidad. Detrás, los LEDs de tipo halo sustituyen a los grupos ópticos traseros originales.

Las capacidades todoterreno del M-715 Fiver-Quarter mejoran gracias al refuerzo del chasis original y al reemplazo de las ballestas por un sistema de suspensión de brazos y muelles para trabajo pesado. Además, el eje frontal ha sido ubicado dos pulgadas más adelante y sustituido por un Dynatrack Pro-rock 60. El eje trasero es un Dynatrack Pro-rock 80, mientras que las llantas de 20 pulgadas calzan neumáticos de 40 pulgadas.

Adentro, incorpora los asientos del Wrangler -sin reposacabezas-, decoraciones de aluminio cortado mediante chorro de agua en el tablero de instrumentos y los paneles de la puerta.

Su accionamiento es cortesía del “Hellcrate”, un motor HEMI V8 turbo de 6.2 litros que entrega más de 700 Hp.

Jeep J6

Este concepto combina el clásico estilo de las pick-ups de Jeep de finales de los 70, con distintas piezas de Jeep Performance Parts creadas por Mopar, tanto de producción como prototipos.

Tomando como base el un Gladiator Rubicon, el J6 ha sido personalizado con una configuración de dos puertas y con una funcional caja que es tres metros y medio más larga que la convencional del Gladiator, lo que le permite maximizar su espacio para carga.

Visualmente, también es distinguible por la pintura azul metalizada (Metallic Brilliant Blue), un claro homenaje al del Jeep Honcho de 1978, la barra de seguridad que sirve también para alojar un juego de cuatro luces LED de 5 pulgadas, el techo desmontable, las llantas de 17 pulgadas, los neumáticos de 37 pulgadas y la mayor distancia al suelo producto del kit de elevación de 60 cm.

Además de estos elementos que mejoran el desempeño off-road, este Jeep equipa una barra de acero de dos pulgadas, atornillada al parachoques frontal y los rieles de dos pulgadas.

En el caso del motor HEMI de 3.6 litros, incrementa su rendimiento gracias a una toma de aire frío Jeep Performance Parts y un doble sistema de escape cat-back.

En el interior, destaca el color azul de las costuras de los asientos de cuero Katzkin y de los reposabrazos, un banco de interruptores auxiliares, tapetes para todo tipo de climas y una placa protectora de la moldura de la puerta con el logo de Jeep.

Jeep JT Scrambler

Este concepto está inspirado en la herencia que incorpora la paleta de colores y los gráficos del icónico CJ Scrambler y los combina con una selección de Jeep Performance Parts y algunos toques conceptuales.

Cada una de las franjas en los colores Nacho y Punk’N Metallic Orange que recorren los paneles laterales de la carrocería desde la parte delantera hasta la caja y un gráfico en el capó a juego recrean la imagen del CJ8 Scrambler de comienzos de 1980. El exterior blanco está coronado por un techo con paneles Freedom pintado en color amarillo vintage para reforzar el aire retro del vehículo.

El área de la caja está revestida con una capa protectora rociada con spray y lleva anclada un prototipo de barra antivuelco de tubo de acero de dos pulgadas también en color blanco como la carrocería.

Si bien el Scrambler está basado en el Gladiator Rubicon logra una personalidad propia, gracias al juego de cuatro luces LEDs de 5 pulgadas ubicadas en lo alto de la barra de seguridad y otras dos colocadas en los pilares A.

Además, contiene llantas de 17 pulgadas JPP, un kit de elevación de 60 cm, neumáticos de 37 pulgadas, rieles de roca, una toma de aíre frío Mopar y un escape de tipo cat-back  que ayuda a incrementar el rendimiento del motor de 3.6 litros.

Por dentro, reproduce fielmente la paleta de colores del Scrambler. Los asientos Katzkin en cuero marrón Amaretto Brown están rematados con hilo naranja, mientras que el logo con la parrilla Jeep está bordado sobre los respaldos en un color tungsteno claro. El banco de interruptores auxiliares facilita las tareas al centralizar en una única ubicación la operación de varios accesorios como las luces LED. Un juego de pedales brillante y los tapetes para todo tipo de clima también contribuyen a embellecer el interior.

Jeep Gladiator Gravity

Este concepto está basado en la idea de mostrar un vehículo todoterreno especializado en trepar sobre rocas con la ayuda de Jeep Peformance Parts.

Pintado en un llamativo naranja Punk’N Metallic Orange, este vehículo es un auténtico muestrario de cómo las piezas JPP pueden reforzar las capacidades y la versatilidad del Gladiator. En el área de la caja, unos rieles transversales y una cesta portaobjetos Mopar facilitan el transporte de equipo de escalada.

El potencial para circular al aire libre que ofrece el Jeep Gladiator -algo que ninguna otra pick-up de medio tamaño es capaz de proporcionar- aumenta en el Gravity gracias a unas puertas de tubo de acero redondo de dos pulgadas, una pequeña malla para proteger del sol y amarres que permiten asegurar el parabrisas cuando se abate.

El Jeep Gladiator Gravity recibe un kit de elevación de dos pulgadas y llantas de 17 pulgadas sobre los que se montan neumáticos de 35 pulgadas. Los rieles de roca de tubos de acero de gran calibre son más gruesos y anchos y utilizan la misma capa en polvo con acabado antideslizante que la de los revestimientos de las cajas de las pick-ups Ram. Un juego de luces LED de siete pulgadas ubicado sobre la parilla Mopar negro satén y otro de 5 pulgadas en los pilares A iluminan el camino con suficiencia.

El motor recibe un incremento de torque y potencia mediante una toma de aire frío y un sistema de escape cat-back. El interior cuenta con asientos de cuero Katzkin que llevan el logo de la parrilla Jeep bordado con costuras color tungsteno. Accesorios adicionales Mopar incluyen manijas de puerta con el logo de la parrilla estampado y tapetes para todo tipo de clima con un tapón especial que permite el drenaje directo de agua y debrís.

Luis Hernández recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos