Automovilismo

Juan Gac, leyenda del automovilismo nacional fallece a los 86 años

Histórico piloto y preparador, fue una figura trascendental en la historia del automovilismo en Chile

Juan Gac, leyenda del automovilismo nacional fallece a los 86 años

Aquejado ya por problemas de salud, el día de ayer, con 86 años, Juan Gac dejó de vivir.

Reconocido por su mítica "liebre" y su taller de motores, Juan Gac es un nombre con peso e historia, cuya trayectoria en el deporte motor, con más de 50 años, es digna de alabar. Rescatamos parte de su biografía, narrada por Rodrigo Velasco en la pagina del Campeonato Histórico de Velocidad.

A los 23 años, en 1955, comenzó a concretar su pasión a bordo de un Chevrolet de 1928, participando de tres competencias en el circuito de Quinta Normal. Pero una de las anécdotas más notables de Gac sería a bordo de un taxi Ford '40, del pololo de su hermana, Roberto Cardemil, con el cual compitió hasta con el letrero puesto. Y aunque entrados los sesenta le iba muy bien, aun no tenía auto propio, lo que hablaba de su talento, puesto que, para competir, terminaba siempre corriendo en autos prestados. Incluso en el mismo taxi (y acompañado por Cardemil), llegó a competir en el primer Gran Premio Santiago-Arica, la cual terminó siendo una odisea, pero que le valió conocer al piloto Raúl García, dueño de un Ford ’38 TC que Juan Gac consiguió a préstamo para correr y que luego de mucho esfuerzo le compraría.

Este sería su primer auto, el cual preparó con un motor de camión F-600, logrando hasta 250 km/h en linea recta. Con la famosa "cupecita", Gac llegó cuarto en una nueva edición de la carrera Santiago-Arica (1964), quinto en el Gran Premio SOPESUR del mismo año y tercero en el Gran Premio El Mercurio de Arica a Puerto Montt en el año 1969. También logró un tercer lugar en el Gran Premio Cristavid, Santiago-Villarrica-Santiago, logrando un tiempo de 8 horas 29 minutos y 32 segundos y un segundo lugar en la carrera Santiago-La Serena-Santiago, ambas de 1971. Incluso logró un tiempo de 36 minutos y 36 segundos entre Santiago y Viña del Mar, como parte de la carrera Dos Provincias, en la cual llegó cuarto. Todas estas proezas son muy meritorias, considerando que competía versus autos mucho más modernos y sofisticados, en un auto muy difícil de conducir.

 

 

Pasando el tiempo, las carreras de carretera, fueron evolucionando a circuitos dedicados, mientras que los deportivos se transformaron en prototipos de Turismo Carretera. Era la época en la que llegó su consagración, junto a uno de sus vehículos más recordados, la Liebre III, comprada en Argentina e impulsada por un motor Chevrolet 350. Así, Juan Gac terminaría coronándose cuatro veces Campeón Nacional de Turismo Carretera en los años 1977, 1979, 1987 y 1988. Luego, en la era de los Sport Prototipos, logró ser campeón en 1991.

En 1995, concretó una de sus más importantes "aventuras", adquirir un auto de la serie World Sport Cars para competir con un equipo chileno en las famosas 24 Horas de Daytona y en las 12 Horas de Sebring. En la primera competencia logró salir 13° y 14°, mientras que en la segunda salió dos veces octavo, 1995 y 1997.

A los 69 años obtuvo su último campeonato, en la categoría Stock Car en el 2001. Luego su mítica Liebre sería usada en exhibiciones y competencias de cuarto de milla.

Durante esta larga trayectoria conoció y compitió junto a muchos renombrados pilotos, apellidos ligados hasta el día de hoy al automovilismo chileno, aunque el más recordado es su entrañable amigo y rival, Raúl "Papín" Jaras, otro gran piloto nacional que además dirigió parte de la carrera profesional de Gac y que falleció el 2013.

Jorge Beher recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos