Vende tu auto
Autos ecológicos

Audi Q4 e-tron: el SUV eléctrico muestra sus armas

La amplitud del modelo compacto eléctrico supone una referencia en el segmento.

Audi Q4 e-tron: el SUV eléctrico muestra sus armas

Audi quiere ampliar su gama de modelos eléctricos con un nuevo SUV de entrada, más accesible que el conocido e-tron: el Q4 e-tron, cuyos adelantos iniciaron en 2019 con el Q4 e-tron Concept

Aunque en apariencia esta nueva opción es similar al Q3 o Q5, el interior es punto y aparte, pues ofrece una mayor amplitud y un nivel tecnológico superior.

Por ahora no ha sido develado en su totalidad, pero Audi nos muestra ahora algunas de sus principales armas: habitabilidad, conectividad e integración digital.

Dimensiones

Debido a que no requiere de muchos elementos mecánicos como los que se ocupan en un vehículo de combustión, este Q4 logra una gran distancia entre ejes, lo que se traduce en un habitáculo amplio.

  • Con 4.590 mm de largo, 1.865 mm de ancho y 1.613 mm de alto, las dimensiones exteriores del Q4 e-tron lo sitúan en el segmento SUV-C, por encima de los vehículos compactos.
  • La distancia entre ejes alcanza unos generosos 2,76 metros, cifra superior a la media del segmento. Esto permite una cota interior de 1,83 metros de longitud, similar a la de un SUV de tamaño grande.
  • El maletero ofrece un volumen de 520 litros. Plegando el respaldo trasero, aumenta a 1.490 litros, una cifra equivalente a la que ofrecen los SUV del segmento superior.

Completamente digital

Como en todos sus modelos, Audi propone también en el Q4 e-tron una operatividad plenamente digital y un concepto de pantallas con una estructura de menús plana.

Comprende cuatro elementos: la instrumentación digital Audi Virtual Cockpit para el conductor, el display central MMI touch, el control por voz con reconocimiento de lenguaje natural, y el head-up display opcional con realidad aumentada.

Head-up display con realidad aumentada

Este head-up display con realidad aumentada del Q4 e-tron representa un gran paso adelante en tecnología de instrumentación y pantallas.

  • Refleja información relevante en el parabrisas en dos niveles separados, la zona de estado y la sección de realidad aumentada (AR).
  • La información relativa a algunos de los sistemas de asistencia a la conducción, las flechas de cambio de dirección del sistema de navegación, así como los puntos de inicio y de destino se superponen visualmente en el lugar correspondiente del mundo exterior real como contenido de la sección de realidad virtual, y se muestran de forma dinámica.
  • Parecen estar flotando a una distancia física de unos diez metros respecto al conductor. Dependiendo de la situación, en algunos casos incluso se muestran con una anticipación considerable.

Navegación: a vista de dron

El head-up display con realidad aumentada muestra sus ventajas de modo especialmente impresionante en el contexto de la navegación. En carretera, lo que se conoce como dron -una flecha flotante- muestra el siguiente punto de acción en la ruta.

  • Al acercarse a una intersección, por ejemplo, la flecha flotante anuncia primero la maniobra de giro, antes de que una flecha animada dirija al conductor con precisión en la carretera.
  • Si la ruta a continuación sigue recta, el dron vuela hacia delante y desaparece, para reaparecer con suficiente antelación antes del siguiente punto de acción. La distancia a la siguiente curva se expresa en metros en la ventana inferior, la de la zona de campo próximo.

Instrumentación digital

  • La instrumentación digital, que es de serie, tiene una pantalla de 10.25 pulgadas de diagonal, y se controla a través del volante multifunción.
  • Por su parte, el MMI touch display con respuesta acústica tiene una diagonal de 10.1 pulgadas y una resolución de 1,540 x 720 píxeles.
  • En la versión opcional superior, la pantalla alcanza 11.6 pulgadas y una resolución de 1,764 x 824 píxeles.

Volante con operatividad táctil

Con su diseño de doble brazo, el volante del Q4 e-tron pertenecen a una nueva generación.

  • Los cuatro aros en su parte central muestran un diseño plano y en la parte inferior lleva un logo e-tron.
  • La parte superior de los brazos incorporan superficies táctiles con acabado black panel, cuyas zonas funcionales también tienen retroiluminación para indicar los respectivos mandos activos.
  • Como en los smartphones, no sólo se pueden realizar toques táctiles, sino también barridos; por ejemplo, para hacer scroll en las listas.

Audi se electrifica

Este Q4 e-tron sigue a los grandes modelos SUV, el Audi e-tron y el e-tron Sportback, así como al deportivo e-tron GT. El Q4 e-tron desempeña un papel clave en la estrategia de electrificación de la marca, al incorporarse a un segmento particularmente atractivo y de rápido crecimiento.

Luis Hernández recomienda

Cuéntanos que opinas