Vende tu auto
Autos ecológicos

El Toyota bZ4X está listo para salir a la venta en Europa

Se trata del primero modelo 100% léctrico específico de la marca y estrena muchas tecnologías que se replicarán en futuros modelos.

El Toyota bZ4X está listo para salir a la venta en Europa

El nuevo Toyota bZ4X es primer modelo de la nueva familia bZ —beyond Zero, o más allá del cero— y primer modelo 100% eléctrico de la marca. Fue presentado hacia fines de 2021 en un evento virtual para todo el mundo, y ahora, el bZ4X esta listo para salir al mercado en toda Europa.

El SUV eléctrico fue desarrollado sobre una plataforma específica para vehículos 100% eléctricos (BEV) denominada eTNGA, y según Toyota marcará un precedente en cuanto a diseño, habitabilidad y un auténtico rendimiento todocamino. La gracia es que incorpora la batería como parte integral del chasis en la parte baja del piso, lo que mejora el centro de gravedad y la distribución del peso entre los ejes, ofreciendo de paso una carrocería especialmente rígida.

Al contar con motores eléctricos independientes en los ejes delantero y trasero, permite introducir un nuevo sistema de tracción total que fue desarrollado en conjunto con Subaru, aunque también se ofrecerán versiones con un motor y tracción delantera.

Cuenta con función XMODE que permite a los conductores seleccionar el modo de conducción para adaptarse mejor a las circunstancias, con ajustes para nieve/barro, nieve gruesa y barro (bajo 20 km/h), y control del agarre para una conducción todoterreno más dura (bajo 10 km/h).

La variante con tracción delantera monta un motor eléctrico de 150 kW (202 Hp) y 265 Nm de par, lo que le permite acelerar de 0 a 100 km/h en 8,4 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 160 km/h. La versión con tracción total cuenta con una potencia conjunta de 161 kW (217 Hp) y 336 Nm de par, ofreciendo la velocidad punta y una aceleración 0-100 km/h de 7,7 segundos.

Todo este paquete se alimenta de una batería de iones de litio de 71,4 kWh de capacidad, con  la que Toyota ofrece una autonomía en ciclo de medición WLTP de 470 kilómetros para la versión 4WD, y de 517 kilómetros para el tracción simple, y se puede recargar del 0 al 80% en unos 30 minutos con un sistema de carga rápida de 150 kW (CCS2). Para uso domiciliario contara con cargador trifásico de 11 kW a bordo.

La marca ofrecerá de manera opcional un techo con panel solar opcional, que capta la energía solar y genera electricidad para cargar la batería. Toyota calcula que puede acumular suficiente energía a lo largo de un año como para circular 1.800 km extra.

Al menos en Europa, esta batería destaca porque Toyota garantiza que tras 10 años de uso o un millón de kilómetros recorridos, seguirá funcionando al 70% de su capacidad original. La marca indica que esta garantía se explica por sofisticados sistemas de control múltiple del voltaje, la intensidad y la temperatura de la batería, a nivel de cada celda.

Otras sofisticaciones del bZ4X es que en condiciones de bajas temperaturas, utiliza una bomba térmica que extrae calor del aire exterior para calentar el vehículo, siendo más eficiente y consumiento menos energía que los sistemas estándar de aire acondicionado.  Tambipen dispone de un radiador de infrarrojos instalado bajo la columna de la dirección y el cuadro de mandos, que calienta las piernas y los pies.

Asimismo, el bZ4X será el primer modelo de Toyota de producción en ofrecer el sistema de dirección por cable —One Motion Grip—, un sistema electrónico que prescinde de la conexión mecánica entre el volante y las ruedas delanteras, y ajusta el ángulo de los neumáticos según la intención del conductor. El volante tradicional se sustituye por el control One Motion Grip, cuyo funcionamiento es más fácil y fluido, sin necesidad de cruzar los brazos al girar, pudiendo llegar de tope a tope con solo girar 150 grados. 

El modelo saldrá a la venta las próximas semanas y las entregas están programadas para el último trimestre del año. Toyota está presentando con este modelo una forma de adquisición totalmente nueva, apuntando a que la mayoría de las compras se realicen a través de un contrato de leasing todo incluido, que cubra el costo del vehículo, el mantenimiento, la instalación de un cargador de pared y el acceso a servicios conectados, incluida una de las redes de carga de vehículos más grande de Europa. 

Los precios en Alemania irán de 48.600 a 52.300 euros, que son similares a otros países del norte de Europa.

Marcelo Palomino recomienda

Cuentanos que opinas