Vende tu auto
Tecnología

Mazda volverá a usar un motor rotativo, aunque no como lo imaginas

La misión de este motor será extender la autonomía del crossover eléctrico de la marca, el MX-30.

Mazda volverá a usar un motor rotativo, aunque no como lo imaginas

El motor rotativo de Mazda, independiente de que sea un motor algo complicado de mantener, siempre será una pieza de ingeniería memorable en el universo automotriz. La última vez que lo vimos fue en el RX-8 y desde entonces que muchos soñamos con su regreso. Y Mazda nos ha tentado varias veces, pero al parecer será real, aunque con una importante observación: no será para propulsar un deportivo.

El 2020, Mazda lanzó al mundo el MX-30, un curioso crossover con puertas suicidas. En algunos mercados se ofrece con un motor de dos litros, sistema MHEV y tracción a las cuatro ruedas. Sin embargo, la idea del MX-30 fue siempre ser un auto eléctrico, variante que se estrenó el año pasado con 141 Hp y una batería de 35,5 kWh. En conjunto, lamentablemente, no ofrece más allá de 200 kilómetros de autonomía. 

Pero ese mismo 2020 comenzaron los rumores acerca de que Mazda quería traer de regreso al motor rotativo, algo que finalmente se llevará a cabo, pero solo como un generador compacto que permita extender la autonomía del MX-30 cuando esos 200 kilómetros se hayan cumplido, sin estar acoplado a las ruedas. Este motor rotativo no ha sido oficializado y la marca no ha declarado su cubicaje ni su performance.

El RX-Vision del 2015 estrenó una evolución del motor rotativo de Mazda, llamado Skyactiv-R, el cual contaba con una evolución del motor del RX-8, con mayor desplazamiento, mejoras en inyección y nuevas piezas de aluminio. Si bien los desarrollos se patentaron, era un motor prototipo y nunca se usó en otro auto.

Las ventajas del motor rotativo son de sobra conocidas, en especial por su tamaño y por la menor cantidad de piezas que posee, lo que hace que tenga menos pérdidas mecánicas. Además, como este motor solo hará de generador, Mazda podrá fabricarlo de manera óptima para cumplir con esa tarea, lo que podría significar una importante mejora en fiabilidad y ojalá, también en eficiencia térmica, uno de los problemas inherentes al diseño del motor. No hay que olvidar que Mazda, aunque no esté usando actualmente el motor rotativo, ha seguido haciendo pruebas internas y desarrollos, los que podríamos conocer en este auto.

¿Y para cuándo? Según el equipo de Motor1, el debut del Mazda MX-30 R-EV estaría pactado para el 13 de enero del próximo año, en el Salón de Bruselas en Bélgica.

Jorge Beher recomienda

Cuentanos que opinas