Tips y Consejos

Las diferencias entre los vidrios polarizados y los tintados en los automóviles

Este par de técnicas son completamente diferentes entre sí.

Las diferencias entre los vidrios polarizados y los tintados en los automóviles

Dentro del mundo de los cristales de los automóviles existen dos técnicas que impiden que pasen de lleno los rayos del sol hacia el habitáculo: la película de polarizado y el tintado. Aunque desde la óptica, este par de métodos pueden ser similares, en realidad el proceso de oscurecimiento del vidrio es totalmente diferente entre uno y otro, a la vez que los beneficios no son los mismos.

Tintado

Se trata de un de proceso electro-químico que se realiza de fábrica. Dentro de los beneficios que ofrece, el número es el bloqueo de los rayos UV que pasan por el cristal. En segundo lugar, está la estética, ya que el vidrio simplemente adquiere un tono más oscuro que en condiciones normales. Además de esto, el tintado sirve para reducir ciertamente la intensidad de los rayos del sol y los deslumbramientos causados por las luces de otros vehículos. Es permanente, no puede ser removido.

Dentro de las desventajas de los cristales tintados es que no consiguen impedir por completo el paso de los rayos del sol, por lo que no ayudan a disminuir la temperatura del interior del automóvil. Además, el hecho de tintar los vidrios no significa aportar una mayor seguridad en caso de impacto, ya que, si el cristal se rompe, además de fragmentarse este se caerá.

Es importante mencionar que existen películas que ofrecen un tono similar al tintado, así que en caso de que el vehículo no tenga esta solución de fábrica es posible hacerlo con un especialista.

Película de polarizado

Dependiendo del tipo y calidad de la película de polarizado, esta técnica permite que los rayos del sol tengan un mayor filtro, disminuyendo así la temperatura interior. Asimismo, evitan un deterioro prematuro del tablero, volante, paneles de las puertas y tapicería de los asientos.

Igualmente, incrementa la privacidad de los ocupantes y evita en mayor medida los deslumbramientos cuando un coche circula detrás de noche.

Por su parte, en caso de que se rompa el cristal, la película permite que se mantenga en una sola pieza, por lo que evita que se desprenda y que las astillas salgan disparadas.

Si bien estas son las ventajas, los contras del polarizado es que existen tonos demasiado oscuros que pueden disminuir considerablemente la visibilidad nocturna o también pueden ser acreedores de una infracción en algunos lugares, aunque no en Chile, gracias a la reciente ley sobre polarizados en vehículos que se aprobó en enero.

Otro inconveniente es que en caso de no ser colocadas de manera correcta se pueden desprender al poco tiempo, o bien tener burbujas de aire que se vuelvan molestas a la vista.

Luis Hernández recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos