Tecnología

KIA desarrolla un sistema de conducción que adapta el auto a tu ánimo

Los autos podrían descifrar las emociones del piloto y con ello optimizar el ambiente interior del vehículo para brindar mayor comodidad al conducir.

KIA desarrolla un sistema de conducción que adapta el auto a tu ánimo

KIA Motors ha desarrollado un sistema que identifica las necesidades y el estado emocional del conductor en tiempo real para mejorar la experiencia del usuario durante sus desplazamientos, gracias a la tecnología denominada R.E.A.D. System (Real-time Emotion Adaptive Driving System).

El sistema R.E.A.D. descifra las emociones de los conductores para optimizar el ambiente del habitáculo, creando un espacio personalizado para el conductor (iluminación, sonido, temperatura de la cabina, aroma y vibración del asiento) al evaluar continuamente su estado emocional a través de la detección y análisis de señales biológicas (expresión facial, latidos cardíacos, etc.) con la ayuda de inteligencia artificial que permite un continuo aprendizaje sobre quién conduce el vehículo.

El monitoreo se activa con la mirada hacia adelante y las manos en el volante. Después de autorizar al sistema para detectar la expresión facial y signos vitales, se realizará un análisis respecto a las reacciones pasadas y a la respuesta del conductor en varias condiciones de manejo.

Este novedoso sistema, se combina con la tecnología (V-Touch -Virtual Touch) que lee los ojos y dedos, para seguir órdenes. Se trata de la primera tecnología virtual a nivel mundial de control de gestos táctil que permite un fácil control de numerosas funciones del vehículo con sólo deslizar un dedo. Rastrea la línea de visión del conductor y la posición de la punta del dedo con una cámara 3D, luego controla de manera instantánea y precisa la característica deseada del vehículo.

El programa se activa similarmente al MBUX de Mercedes-Benz ya que hay que usar el comando de voz "Hola KIA" cuando se enciende el auto, fase que es llamada “despertar”. Después es posible señalar o apuntar con un dedo a la función del vehículo que desea controlar, para seleccionar, hacer clic, girar o deslizar para poder controlar numerosas funciones sólo con la punta del dedo, sin hacer contacto con ninguna pieza del tablero del vehículo.

La marca coreana muestra sus avances hacia el futuro de la movilidad y, por qué no, la conducción autónoma, permitiendo que sea lo más fácil e intuitiva posible al reemplazar la necesidad de presionar botones o dar comandos de voz con una simple mirada o el movimiento de la punta de los dedos.

Héctor Siza Morales recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos