Vende tu auto
Novedades

¿Por qué Toyota quiere honrar al Corolla con una edición Nürburgring?

El sedán más vendido del mundo se presenta en una versión especial comercializada en Tailandia pero, ¿tiene las credenciales suficientes como para evocar al Infierno Verde?

¿Por qué Toyota quiere honrar al Corolla con una edición Nürburgring?

En Toyota Tailandia tuvieron la “brillante” idea de comercializar una edición del exitoso sedán denominada Corolla Altis Sport, que no es más que una celebración de los éxitos conseguidos por el Toyota Corolla en el ADAC 24h-Race Nürburgring.

Claro que, a diferencia del mencionado campeón cuyo preparador es nada menos que Gazoo Racing, el Corolla Altis Sport es solo “una cara bonita” con un apellido que le queda demasiado grande, pues si bien existe relación entre la categoría, el modelo y la marca, el Toyota Corolla por si solo no ha conseguido ningún éxito en el mítico circuito, de hecho, y en honor a la verdad, estaría rankeado entre los modelos con vueltas más lentas dentro del Nordschleife.

Toyota Corolla Altis Sport, pura estética

Como mencionaba, los chicos de Toyota Tailandia encontraron inspiración en el modelo de carreras, poniendo énfasis en la estética de algunos componentes de la carrocería, logrando que el Corolla luzca un poco más deportivo:

  • Parrilla central
  • Nueva máscara
  • Faldones
  • Difusor trasero
  • Entradas de aire simuladas
  • Alerón trasero
  • Anagramas Nürburgring (que agregan 50 Hp extra)

Salvo un kit de amortiguadores y resortes más deportivos, así como un sistema de gestión electrónica que mejora la respuesta de acelerador; el resto del Toyota Corolla Altis Sport se mantiene totalmente original tanto para el motor 1.8 litros de 138 hp, como para el híbrido de 121 Hp, ambos acoplados a una transmisión CVT.

Ahora bien, Toyota también comercializará en Tailandia el Corolla GR-Sport, una versión sobre la que tendría más sentido evocar a Nürburgring, o no, pues los éxitos son de quien lo trabaja, aunque el competidor del ADAC 24h sea de la misma familia, pero cada quien… Por si acaso te gustó, el “caprichito” rondará los $30.000 dólares y obviamente no lo veremos por aquí.

Jonathan Miranda recomienda

Cuéntanos que opinas