Vende tu auto
Tuning

Hyundai transforma al primer Grandeur en un espectacular eléctrico retrofuturista

El Hyundai Grandeur Heritage Series sigue los pasos del Pony eléctrico que la marca presentó hace unos buenos meses atrás, manteniendo el diseño original pero incorporando tecnologías modernas con un toque retrofuturista que no estaría fuera de lugar en alguna película cyberpunk de los '80.

Hyundai transforma al primer Grandeur en un espectacular eléctrico retrofuturista

En abril de este año, Hyundai presentó un proyecto muy particular. Este consistió en un ejercicio de diseño sobre el clásico Hyundai Pony, el primer auto de la marca coreana, el cual fue modificado, respetando su diseño, pero con un tema retrofuturista en diseño y un tren motriz eléctrico. O sea, se reemplazaron los focos por elementos con tecnología LED y se rediseño por completo el interior. El resultado dejó a toda la prensa con la boca abierta por lo bien logrado del proyecto y esto le significo a Hyundai una oportunidad para seguir rescatando clásicos de su historia, pero con una inyección de tecnología moderna.

Ahora la marca coreana toma la misma formula y la aplica sobre el Grandeur, modelo que se considera el antecesor del Azera y que cumple 35 años. Nació en 1986 como una versión licenciada del Mitsubishi Debonair, en aquella época en que Mitsubishi y Hyundai tenían un acuerdo de colaboración. Gracias a su calidad y equipamiento, tuvo una buena recepción en su mercado principal, incluso mejor de lo que le fue al Debonair en Japón, considerando que la competencia para Mitsubishi era mucho más agresiva que la que tenía Hyundai, en ese entonces solo con Daewoo como principal contrincante.

Hyundai Grandeur Heritage Series: los cambios

En lugar de hacer un restomod como los de hoy en dia, Hyundai siguió los mismos pasos que con el Pony. O sea, incorporarle tecnología moderna, pero integrada a la epoca del modelo, apelando a codigos de diseño retrofuturistas como los que conocimos en las películas de ciencia ficción de la decada de los ochenta. Es esta misma razón por la cual el Grandeur luce tan coherente y llamativo. Perfectamente podría ser el auto del "malo" en alguna película de corte cyberpunk como Blade Runner o Total Recall.

  • La parrilla fue reinterpretada con una rejilla cuadriculada que va muy a tono con los focos.
  • En lugar de apostar por proyectores o luces con gráficas modernas, Hyundai "rellenó" los focos originales con una matriz cuadriculada que simula pixeles, muy a tono con la parrilla y con el lenguaje de diseño que han buscado incorporar en algunos de sus modelos (como las luces del Ioniq 5 o del Staria)
  • Los parachoques se simplificaron, integrando los intermitentes laterales al diseño de este, también con diseño de "pixeles".
  • Si bien se han conservado las manillas, molduras en las puertas o los bordes de las ventanas, todas estas piezas han recibido un tratamiento metalizado, si bien no se logra distinguir si es aluminio o cromo.
  • Los focos traseros también fueron rediseñados como los del frente, usando una matriz de LED en forma de pixeles.
  • Incluso las llantas han subido de diametro y cuentan con un estilo retro, con unas grandes tapas de aluminio y un contorno tipo turbina, un estilo muy de la época.

Hyundai Grandeur Heritage Series: por dentro

El interior es una fantasía retrofuturista en su máximo esplendor, el cual se luce por los colores y materiales escogidos.

  • Los asientos parecen sillones de diseñador, con una cubierta exterior de cuero, apoyacabezas integrados, una apertura con contorno de aluminio y tapicería de terciopelo en color rojo.
  • En el techo, se colocó un sistema de iluminación LED con un espejo, lo que simula un efecto "infinito" (como lámparas de ascensor de la época)
  • La consola, fabricada en madera opaca con detalles brillantes y una gran pantalla horizontal, simula el diseño de un piano. De hecho, parte del tablero se abre como un piano, para poder guardar lentes, relojes o lo que quieras.
  • Tras las pantallas y los aireadores, se oculta una barra de sonido, con parlantes integrados y una caja de resonancia plegada. 
  • Llama la atención el volante de un solo brazo, de diseño netamente ochentero.
  • La consola central cuenta con una pantalla LCD, una gran palanca (parece el mango de una pala) para la transmisión automática y un apoyabrazos con un compartimiento oculto.
  • Las puertas cuentan con un compartimiento portaobjetos que simula el bolsillo de una maleta, con apoyabrazos en terciopelo, botones metalizados y una decoración luminosa en la forma de 10 líneas continuas.

Tal como con el Pony, Hyundai no ha señalado que tren motriz utiliza este auto. Podría ser el tren motriz del Ioniq 5 o el del Kona.

El Hyundai Grandeur Heritage Series ya se está exhibiendo en el centro Hyundai Motorstudio Goyang en el noroeste de Seúl, junto al Pony eléctrico. Según algunos medios, el Grandeur y el Pony no serán los únicos modelos en recibir este tratamiento, sino que también se está preparando una versión retrofuturista del Galloper, el primer SUV de Hyundai.

Jorge Beher recomienda

Cuéntanos que opinas