Automovilismo

Sin Mercedes-Benz pero con Aston Martin arranca el DTM 2019

Este fin de semana se inicia en Hockenheim una nueva temporada del Campeonato de Turismos Alemán, que cuenta con nuevas regulaciones técnicas.

Sin Mercedes-Benz pero con Aston Martin arranca el DTM 2019

Este fin de semana (3-5 mayo) se inicia en el circuito de Hockenheim una nueva temporada del DTM (Campeonato de Turismos Alemán), que contará con varias novedades, incluyendo la ausencia de una marca histórica de la disciplina: Mercedes-Benz.

En su lugar debuta Aston Martin, que estará representada por el equipo suizo R-Motorsport, que hará debutar cuatro Vantage DTM. 

Vale recordar que Daimler, propietario de Mercedes-Benz, es dueño de un porcentaje menor en Aston Martin a través de AMG. Tras decidir salirse del DTM para concentrarse en la Fórmula 1 y Fórmula E, la marca alemana convenció a su socio británico de meterse en la categoría de carrozados, ofreciéndoles no sólo su expertice en la serie, sino también el nuevo motor de cuatro cilindros turbo que debuta este año.

Junto a la marca británica estará Audi, que hará correrá con el nuevo RS5 DTM, y que estará representada por tres escuderías oficiales (seis autos) y un equipo cliente (dos). Finalmente, BMW Motorsport mantiene el M4 DTM a través de dos equipos oficiales y cuatro autos.

El DTM de este año estrena varias novedades desde el punto de vista técnico y reglamentario.

Las regulaciones del motor representan el cambio más importante, ya debutan los nuevos bloques de cuatro cilindros, 2.0 litros Turbo, que son más eficientes y potentes que los V8 atmosféricos anteriores.

Hoy cuentan con 610 Hp y 650 Nm de par, esto es unos 100 caballos más que antes. Eso sí, el nuevo 2.0 Turbo debe durar una temporada completa, con una vida útil de al menos 6.000 kilómetros.

También se ha limitado el uso de combustible a 95 kilos por hora, y gracias a la disminución de la masa del motor, el peso en seco del auto está por debajo de los mil kilos (986 como máximo).

La categoría también limitó el número de neumáticos de 8 a 7 juegos por fin de semana para cada auto. De ellos, sólo cinco se podrán utilizar para las dos sesiones de clasificación y las dos carreras que se disputan cada fin de semana.

El sistema Push-to-pass debuta también en el DTM 2019. Basta pulsar un botón y cada piloto podrá contar una dosis de potencia extra durante cinco segundos. Actúa a través del sistema de flujo de combustible, aumentando el caudal a 5 kilos por hora, lo que da como resultado un aumento de potencia de unos 30 Hp, pudiendo utilizarse como máximo 12 veces por carrera.

También hay DRS en el DTM alemán, aunque para este año se limitó a sólo 12 vueltas. Eso sí, se podrá usar cuando la distancia al auto que lo antecede es de tres segundos (hasta el año pasado era de 1 segundo).

Finalmente hay cambios aerodinámicos para los autos de la Clase 1, con un alerón trasero que es 520 mm más ancho que antes, pero ahora construido de un solo elemento. También hay un difusor trasero más plano y modificado que reducirá la carga aerodinámica, y en el frontal, debido a los nuevos flujos de aire que generan los motores turbo, se aumentaron significativamente las salidas de refrigeración en el capó.

La nueva temporada del DTM mantiene el formato de competencia con carreras el sábado y el domingo, cada una de 57 minutos más una vuelta. Pero como novedad para este año, el director de la prueba podrá agregar un tiempo extra de hasta tres vueltas en caso de que haya aparecido un Safety Car durante la carrera. Como máximo, cada carrera podrá durar 70 minutos.

El calendario estará compuesto por nueve reuniones y 18 carreras a disputarse entre mayo y octubre. De ellas, cinco fines de semana se disputarán en Alemania (Hockenkeim por dos, Nürburgring, Norisring y Lausitzring) y cuatro en otros países europeos (Misano, Brands Hatch, Zolder y Assen).

Marcelo Palomino recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos