Autoshows

Salón de París 2018: Peugeot rinde tributo al 504 Coupé con el e-Legend

Como regalo por los 50 años del exitoso y emblemático 504 de Peugeot, es que el e-Legend, rinde un tributo al coupé de Pininfarina, claro que con un poderoso tren motriz eléctrico y con funciones autónomas.

Salón de París 2018: Peugeot rinde tributo al 504 Coupé con el e-Legend

El Salón de París de 1968 fue la antesala de uno de los Peugeot más reconocidos en todo el mundo, uno con fama de indestructible, disponible en muchas configuraciones y que vio su vida extendida mucho más de lo que la misma firma pensaba. El Peugeot 504 sin dudas es uno de los autos que todos concuerdan en su grandeza.

Y aprovechando que se cumplen 50 años desde aquel momento -porque en estos casos, sabemos que las coincidencias no existen- Peugeot anuncia al e-Legend, un auto que rememora el clásico diseño del 504 Coupé, modelo que se lanzaría un año después.

Todos, absolutamente todos los guiños al original de Aldo Brovarone están ahí, pero reinterpretados en el lenguaje de diseño más agresivo que lleva la marca hoy en día. Por ejemplo, su frontal inclinado con los focos dobles y la nomenclatura del modelo sobre la insignia de Peugeot (ojo, que es la insignia antigua, tipo escudo) en la punta del capot, las nervaduras sobre este mismo, el ducto de respiración que va pegado al parabrisas, las ventanillas auxiliares de las puertas, retratadas como una extensión del parabrisas frontal, el marco cromado de las ventanas, los pilares delgados, los pasos de rueda, la decoración en el pilar posterior y los focos traseros dispuestos en posición vertical, sin olvidar el parabrisas posterior ligeramente empotrado hacia el interior, son hermosos homenajes que nos llevan a aquella época de diseños italianos bien proporcionados y elegantes.

El e-Legend se emplaza en una carrocería de 4,65 metros de largo, 2,69 metros entre ejes, 1,93 metros de ancho y 1,37 metros de alto, donde su color platinado parece reaccionar con la luz. Las llantas son de 19", tamaño sobredimensionado como siempre vemos en todos los concept cars.

Y el interior, aunque muy futurista, sigue los códigos de aquella época, como son los sillones de felpa, grandes y con reposacabezas que apenas sobresalían del respaldo, así como el uso de madera (en este caso Paldao satinada), la que contrasta con la tapicería en azul vibrante. El torpedo es minimalista, con sobrios acentos en color dorado, donde se ven los parlantes del sistema de audio Focal y una gran pantalla de 49" que domina prácticamente toda la consola, pero que pasa desapercibida por las gráficas que tiene, al igual que las pantallas de las puertas (de 29") o las de las viseras. Sobre el volante (pequeño, como en el lenguaje iCockpit de Peugeot) se alzan tres módulos digitales a modo de clúster, los que van exhibiendo información distinta según los modos de manejo empleados, activables desde una consola central flotante que sobresale desde los sillones frontales. Al final, nos encontramos con cerca de 16 pantallas informativas, las que también hacen de acabado decorativo.

En cuanto a tecnología, el e-Legend propone un sistema de audio Focal que, como gracia principal, permitiría que cada ocupante escuche su propia música o tenga acceso a su propio contenido. Por ejemplo, el GPS podría enviarle información de recorrido al conductor, sin molestar el ambiente de los otros pasajeros. Nos cuesta creerlo posible en un ambiente donde no hay aislantes físicos independientes para cada ocupante, pero bueno, para eso es el futuro. Está de más decir que el sistema multimedia tiene inteligencia artificial y comandos naturales por voz, los que serán pronto un cliché en todos los autos de alta gama.

El sistema de propulsión eléctrico del e-Legend consiste en un motor eléctrico de 340 kW de potencia máxima (455 Hp) y 800 Nm, junto a una batería de 100 kWh y tracción a las cuatro ruedas. Logra el 0 a 100 en menos de 4 segundos y una velocidad final de 220 km/h. Además, presenta una autonomía de 600 kms y un modo de carga rápida que apuesta a otorgar 500 kms con apenas 25 minutos de enchufado.

Finalmente, el e-Legend presentará 4 modos de manejo, dos autónomos y dos manuales. Los dos autónomos se denominan Soft y Sharp. En estos modos, el volante se retrae tras la consola. El primer modo busca el relajo, por lo que reduce a un mínimo las pantallas y elementos informativos. El segundo modo -Sharp- es más conectado y te entrega todo el potencial tecnológico del auto, incluyendo acceso a redes sociales.

Por otro lado, los dos modos manuales, van en el mismo tenor: Legende propicia un manejo de Gran Turismo, con los tres módulos informativos imitando los relojes del 504, mientras que el modo Boost te pone 100% al dominio de las prestaciones de este coupé.

Nos queda claro que Peugeot quiere ser protagonista en París con este modelo, del que de seguro saldrán varias ideas para sus futuros modelos.

New Peugeot e-LEGEND Concept | #UnboringTheFuture

Jorge Beher recomienda

Cuéntanos que opinas