Portofino, el último de los Ferrari ya está en Chile
01-02-2019 Lanzamientos

Portofino, el último de los Ferrari ya está en Chile

El sustituto del California T arriba con un amplio abanico de opciones de personalización, y un precio desde US$295.000.

Ferrari cuenta con dos líneas de modelos de producción: los deportivos y los GT, y cada una de ellas ofrece una versión de entrada (V8) y una tope de gama (V12). Pues bien, el GT con motor V8 de Ferrari es hoy el Portofino, modelo que reemplazó hacia fines de 2017 al California T, y que ahora arriba comercialmente a Chile.

El Ferrari Portofino es un descapotable de techo rígido, con 4,59 metros de largo y una configuración de 2+2, que toma su nombre de una hermosa localidad en la costa genovesa. La marca indica que tiene un alma deportiva en dos cuerpos, un fastback coupé cuando el techo está en su lugar, y un spider cuando es retirado.

El techo, por cierto, es metálico y se pliega en dos partes, pudiendo accionarse de manera eléctrica para quitarlo o ponerlo incluso cuando el auto está en movimiento, hasta 45 km/h. Demora en su accionar apenas 14 segundos y se guarda justo por detrás de los asientos posteriores y debajo de la tapa del maletero.

El Portofino está construido sobre un nuevo chasis de aluminio que es 35% más rígido y 15% más ligero que el bastidor del California T. Tiene una configuración de motor delantero y tracción trasera, siendo el bloque el conocido V8 3.9 litros biturbo de su antecesor, pero con 600 caballos de fuerza y 760 Nm de par, asociado a un cambio automático de doble embrague.

Según la marca, acelera de 0 a 100 km/h en 3,5 segundos, alcanza los 200 km/h en 10,8 segundos y puede acelerar hasta los 320 km/h.

La suspensión electromagnética MagnaRide, el diferencial con gestión electrónica E-Diff y la dirección eléctrica EPS son heredados de los nuevos modelos de la marca.

También lo es el interior del Portofino, que luce mucho más lujoso de lo que era el California. El cluster es digital con doble pantalla de 5”, mientras que el sistema de infoentretenimiento, con conexión a Apple CarPlay, se controla desde una pantalla de 10,25” con el sistema SplitView (que permite ofrecer visión separada para conductor y pasajero).

Otra novedad en el segmento es el Passenger Display, una pantalla secundaria ubicada frente a los ojos del acompañante, que le permite visualizar la misma información que ve el conductor en sus marcadores. Obviamente es opcional.

También lo es el color oficial del modelo, denominado Rosso Portofino, y que tiene un precio de US$17.000. Hay otros 21 colores disponibles, seis diseños de llantas de aleación (todas de 20 pulgadas), incluso 8 tonos para los cálipers de freno y otros 15 para el tapiz interior y 18 para las costuras de los asientos...

Será difícil ver dos Portofino idénticos. Y por lo mismo, sólo hay un precio “desde” para quienes estén interesados: US$295.000, unos $200 millones de pesos para el “desde” de Ferrari.

Y la marca quiere vender unas 10 unidades en 2019, el 40% del total proyectado para el año.

 

Galería Ferrari Portofino 2018

Ferrari Portofino 2018

1 de 23

¿Qué opinas? Cuéntanos