Novedades

Electricidad de alto poder: aparecen los Audi e-tron S y e-tron S Sportback

Estos SUV deportivos cuentan con tres motores de puro poder eléctrico.

Electricidad de alto poder: aparecen los Audi e-tron S y e-tron S Sportback

Te habíamos adelantado que Audi iba a continuar su ofensiva eléctrica con los nuevos e-tron S y e-tron S Sportback 2021, cuya principal característica es la adopción de un tercero motor eléctrico para ofrecer la potencia digna de un modelo Audi S. De paso, se convierten en los primeros autos eléctricos del mundo producidos en serie con tres motores eléctricos.

Gracias a un sistema de propulsión inteligente y la tracción quattro eléctrica, así como un sistema de vectorización de par que distribuye la fuerza de forma variable y activa entre las ruedas del eje trasero, los nuevos modelos se colocan como tope de gama en cuanto a deportividad, al menos en la gama eléctrica e-tron.

En el modo S de la transmisión, ambos modelos ofrecen su máximo rendimiento durante 8 segundos, alcanzando una potencia máxima de 370 kW (503 Hp) y un par de 973 Nm de torque. Los SUV aceleran de 0 a 100 km/h apenas 4,5 segundos, y alcanzan una velocidad máxima de 210 km/h.

En los nuevos e-tron S, el motor eléctrico delantero del Audi e-tron 55 con 267 Hp se instala por partida doble sobre el eje trasero, mientras que el motor trasero del e-tron 55 se coloca adelante, pero con más potencia (169 Hp). Como dijimos, el poder máximo del sistema es de 503 Hp y 973 Nm en modo S, pero en modo normal ofrece 320 kW (435 Hp) y 808 Nm.

La batería de alta tensión tiene una capacidad de 95 kWh, con el 91% (86 kWh) utilizable. Con una única carga de la batería, el Audi e-tron S y el Audi e-tron S Sportback alcanzan una autonomía de 360 y 365 km (en ciclo WLTP), respectivamente.

Para mejorar la eficiencia, cuando los nuevos modelos S funcionan en modo de conducción normal, sólo se activan los motores eléctricos traseros. El delantero entra en acción si el conductor exige más rendimiento, o de forma predictiva si disminuye la adherencia.

El que se trate de unas SUV eléctricas no quiere decir que sean lentas, sino todo lo contrario. Ambos modelos están preparados para un manejo deportivo, al puro estilo de un tracción trasera, ya que si el control de estabilidad ESC está en el modo “sport” y el sistema de conducción dinámica Audi drive select se encuentra en el programa “dynamic”, la programación de la unidad de control facilita un alto nivel de dinámica transversal.

Y si se desea también ofrece derrapes controlados. Al acercarse al límite que establece la física, la rueda delantera situada en el interior de la curva, que soporta menos carga, se desacelera ligeramente mediante una aplicación selectiva de los frenos para evitar el deslizamiento y mejorar la agilidad.

Además de todo, la suspensión cuenta con ajustes específicos y el sistema Audi drive select ofrece siete modos de conducción.

Los modelos S eléctricos están equipados de serie con llantas de 20 pulgadas y con neumáticos de 285 mm de ancho. Bajo pedido se pueden instalar rudas de 21 pulgadas y en el futuro se ofrecerán otras más deportivas de 22 pulgadas. Además de esto, los nuevos elementos de diseño resaltan la agresividad, pero son funcionales en la aerodinámica (0.26 en el e-tron S Sportback, 0.28 en el e-tron S).

Cuenta con entradas de aire de apertura variable y con conductos para refrigerar los frenos de las ruedas delanteras, los guardabbarros son más anchos, , tiene grupos ópticos LED con opción de faros Matrix LED digitales y, en general, el diseño interior de las versiones e-tron S se caracteriza por los tonos oscuros

En cuanto a tecnologías de recuperación de energía, estos Audi e-tron S y Audi e-tron S Sportback 2021 tienen algunas soluciones técnicas interesantes como:

-Una bomba de calor de serie que aprovecha la energía térmica del calor residual de los componentes del motor, lo que aumenta la autonomía en un 10 por ciento.

-El conductor puede elegir entre tres niveles de recuperación; el más alto de ellos permite experimentar la conducción “one pedal feeling”, utilizando el pedal del acelerador también para perder velocidad sin necesidad de activar los frenos.

- A la hora de frenar, los motores eléctricos se encargan por sí solos de la deceleración por debajo de 0.3 g, es decir, en la mayoría de las situaciones cotidianas.

-El sistema de frenos hidráulicos sólo entra en juego para deceleraciones mayores. Sin embargo, los motores eléctricos permanecen activos y pueden recuperar hasta 270 kW de potencia de pico en una frenada desde 100 km/h.

Por último, los Audi e-tron S y Audi e-tron S Sportback 2021  se lanzarán en los mercados europeos en otoño de 2020 y de ahí comenzarán su expansión global a otros país. Los precios estarán alrededor de los 100 mil euros.

Esaú Ponce recomienda

Cuéntanos que opinas