Industria

Estos son los 5 autos más baratos que se venden en Chile

En el mercado automotriz chileno hay para todos los gustos y bolsillos, pero ¿por cuánto dinero te puedes subir a un auto nuevo hoy?

Estos son los 5 autos más baratos que se venden en Chile

El mercado automotriz chileno es uno de los más nutridos de latinoamérica y, a pesar de lo difícil que puede ser transitar en auto en ciudades grandes como Santiago o Concepción, las ventas no decepcionan. El 2018 cerró con un total de 417.038 vehículos vendidos, de los cuales un 39,7% corresponde a vehículos de pasajeros.

Justamente dentro de esa fracción se encuentran 5 de las opciones más tentadoras para los que se quieren subir a un auto nuevo. Hay tres city cars y dos sedanes medianos.

Cabe mencionar que los precios considerados en este top 5 son los precios oficiales en agosto del año que corre. Se tomó en cuenta el precio de lista con las bonificaciones que las marcas ofrecen con todo medio de pago, siempre respecto a la versión de entrada. Además, te recordamos que siempre puedes cotizar los autos de este ránking o cualquier auto nuevo que se venda en Chile mediante nuestro catálogo.

Partimos desde el quinto lugar.

5.- Jac J4

El J4 es uno de los tres vehículos de origen chino en esta lista y el más caro, o "menos económico", debería decir. Es el segundo sedán de este ranking y el auto más grande del top 5 con 4,43 metros de largo y 550 litros de capacidad en el maletero. También es, ciertamente, el sedán mediano más barato en Chile y funciona con el segundo motor más potente del grupo, un 1.5 de 111 hp y 146 Nm, que va junto a una caja manual de 5 velocidades. Su consumo en ciudad llega a los 11,7 km/l y en carretera podría dar 16,9 km/l, según la homologación del Ministerio de Transportes.

Lleva en su equipamiento retrovisores eléctricos, alzavidrios eléctricos en todas las puertas, cierre centralizado, llantas de aleación, aire acondicionado, computador a bordo, radio con USB, Bluetooth y cuatro parlantes, sensores de retroceso, anclajes ISOFIX, frenos ABS y doble airbag.

El precio registrado para esta nota fue de $6.040.000 tras aplicar un bono por todo medio de pago de $1.450.000. Existe una segunda versión que agrega una cámara de retroceso, pero su costo de 500 mil pesos más nos hace recomendar el detenerse a pensar dos veces esa opción.

4.- Chevrolet Sail

Hay poco en verdad que quede por decir del Chevrolet Sail, uno de los vehículos superventas del país. Llegó a Chile durante el 2015 y desde entonces no ha tenido muchos cambios, más que añadidos en equipamiento, lo que lo hacen abarcar un espectro de precios bastante amplio entre sus tres versiones.

Este sedán mide 4,3 metros de largo y ofrece 2,5 metros entre ejes, así como un maletero de 357 litros que se ve más grande de lo que es. También se mantiene su motor para sus tres versiones, un propulsor de 1.5 litros de 109 Hp y 141 Nm de torque, asociado a una caja manual de cinco velocidades.

La versión base cuesta $5.990.000, incluyendo bonos y financiamiento. Por este precio te llevas alzavidrios eléctricos, cierre centralizado, sistema de audio con MP3 y Bluetooth, espejos eléctricos, computador a bordo, doble Airbag, frenos ABS, anclajes ISOFIX y cinturones de tres puntas en todas las plazas. Para que hagas un paralelo, la versión full (LT) esta avaluada en $9.190.000 y ofrece climatizador, llantas, sistema multimedia con pantalla de 8" y soporte para apps, cámara de retroceso con sensores y guías, así como airbags laterales.

3.- Suzuki Celerio

Un auto que lleva ya un tiempo en el mercado es el Suzuki Celerio, el cual nació emparentado con el Alto, pero que hoy ya es un modelo de identidad propia. Es un pequeño citycar de 3,6 metros, lanzado en Chile el 2015 para la generación vigente.

Lo interesante del Celerio, es la cantidad de versiones que ofrece, las cuales ya exhiben el facelift visto en la versión GTS, variante reemplazada por el modelo Sport. En total son cinco versiones, todas impulsadas por un motor de un litro, 67 Hp y 90 Nm de torque, asociándose a una caja manual de cinco velocidades o a una transmisión manual robotizada AMT, igualmente de cinco marchas.

El modelo base no ofrece siquiera frenos ABS. Tampoco ofrece comandos al volante, ni tacómetro y mucho menos algún tipo de alzavidrios o regulación eléctrica para espejos. Cumple con lo justo, que es doble airbag, anclajes ISOFIX y como mucho, para apelar a la modernidad, un sistema de audio multimedia con panel táctil y Bluetooth. 

Modelos más equipados ya comienzan a agregar lo mencionado, incluso también mejorando la propuesta estética con espejos y manillas color carrocería o llantas en los modelos Sport.

Se anota con un precio de lista de $5.590.000 con bonos y descuentos en su versión base (GA). Y le sigue el...

2.- Chery IQ

Con 3.56 metros de largo el IQ es, además del segundo auto más barato, el segundo auto más chico de esta nómina. Califica como un city car propiamente tal y se nota en su pequeño motor de 998 centímetros cúbicos que genera 68 hp y 93 Nm. Se hermana a una caja manual de 5 relaciones con la que logra unos generosos 13,2 km/l en ciudad y 21,3 km/l en la carretera. La dirección en este auto es asistida pero de manera hidráulica, a diferencia de los demás contendientes.

Con el bajo precio también se empieza a percibir un equipamiento acorde, pues se pierden todos los alzavidrios eléctricos, los espejos eléctricos, el cierre centralizado, el computador a bordo, el cubreequipaje del maletero, los asientos traseros abatibles, un par de parlantes de la radio, las llantas de aleación y hasta la rueda de repuesto, que es sustituída por un kit de inflado. Sin embargo, aspectos fundamentales como los frenos con ABS y distribución electrónica del frenado, el doble airbag y los anclajes ISOFIX se mantienen.

El IQ llega en dos versiones y parte en un precio de $4.990.000 tras una bonificación por financiamiento de un 23%, que es el precio que se tomó en cuenta para esta instancia. No obstante, la segunda versión, a un precio de $5.490.000 con el mismo bono, también califica dentro de este segundo lugar apenas por debajo del Suzuki Celerio.

Nuestra sugerencia se va por esta segunda versión, debido a que lo que se gana es bastante. En casos como estos, el modelo "desde", es demasiado austero como para considerarlo.

1.- Suzuki Alto 800

Finalmente, el auto coronado como el vehículo de pasajeros más barato del mercado chileno es el Suzuki Alto 800, el cual cumplió 40 años durante el 2019. Se trata de un auto conservador y honesto, con mínimas pretensiones. Es producido en India sobre una plataforma derechamente antigua. Bajo su corto capot hay un motor de 796 centímetros cúbicos que entrega 47 hp y 69 Nm de torque que se unen a una caja manual de 5 marchas. Gracias este pequeño motor y su peso de solo 725 kilos, su consumo homologado por el Estado es de 17,4 km/l en tránsito urbano y 22,7 km/l en autopista.

Entre las novedades que ofrece el Alto 800 versus su antecesor es que ahora ofrece un sistema multimedia con panel táctil. La versión GLX agrega parachoques y manillas color carrocería, dirección de asistencia eléctrica, cierre centralizado, alzavidrios eléctricos para puertas delanteras, apertura de puertas con comando a distancia y apertura interior de portalón trasero. El aire acondicionado, es opcional. En materia de seguridad, todas las versiones equipan doble Airbag, frenos ABS, seguro de puertas para niños y anclajes ISOFIX.

Suzuki ha descontinuado al Alto K10, puesto que era superado en equipamiento por el nuevo Alto 800 y en cuanto a motor, por el Celerio. Como se ha agregado más equipamiento, su precio ha subido desde los $3.990.000 a los $4.340.000 para la versión desde, incluyendo bonos y descuentos por financiamiento.

Conclusión

Si bien estas opciones, como se dijo en un inicio, son interesantes para introducirse en el transporte en automóvil, hay dos detalles más a considerar al respecto. El primero es la seguridad de estos autos, ya que ha sido poco estudiada por organismos como la Latin NCAP. De los modelos nominados sólo el Chery IQ y el Suzuki Alto han sido evaluados, pero ambos han conseguido cero estrellas en las pruebas de choque.

El segundo detalle es el equipamiento de las versiones de entrada del IQ y de los Alto 800 como el Celerio, ya que las opciones más equipadas de estos están entre 5 y 6 millones de pesos. Por ese dinero no es una locura replantearse el estirar el presupuesto para alzanzar los otros autos de este top 5, puesto que ofrecen más amenidades y espacio.

*Actualización 03/08/20: Revisamos nuestro ranking con nuevos modelos, puesto que el Lifan X50, el Suzuki Alto K10 y el JAC S1 se descontinuaron

Joaquín Navarro recomienda

Cuéntanos que opinas