Vende tu auto
Automovilismo

BMW anuncia su regreso a las carreras de prototipos

Iniciará en 2023 en la IMSA norteamericana, pero todo apunta a un retorno a las 24 Horas de Le Mans.

BMW anuncia su regreso a las carreras de prototipos

Pareciera que los cambios reglamentarios realizados tanto en el Campeonato Mundial de Resistencia (WEC) como en la IMSA norteamericana para unificar sus reglamentos técnicos está dando resultado. Ya que a la confirmación por parte de Peugeot, Ferrari, Audi y Porsche de que competirán con nuevos híper deportivos en un futuro cercano, ahora se suma BMW, que anunció su regreso a las pistas para 2023.

"BMW M Motorsport regresará a las carreras internacionales de prototipos", indica el comunicado de la marca alemana. Para ello, desarrollará un modelo de la categoría LMDh, el que utilizará inicialmente en la IMSA a partir de la temporada 2023, en carreras como Daytona, Sebring y Road Atlanta. Pero no se descarta que también lo haga en las 24 Horas de Le Mans y en el calendario completo del WEC, tal como se desprende de las palabras del CEO de BMW M GmbH, Markus Flasch.

“Al ingresar a la clase LMDh, BMW M Motorsport está cumpliendo los requisitos para luchar por la victoria general en las carreras de resistencia más emblemáticas del mundo a partir de 2023. BMW tiene una historia exitosa en las carreras de prototipos: la victoria de Le Mans en 1999 fue inolvidable. Revivir esta historia en un prototipo moderno con M Power emocionará a los fanáticos de BMW M Motorsport". 

Aquella victoria a la que se refiere Flasch llegó en 1999, cuando el BMW V12 LMR ganó las 24 Horas de Le Mans (FRA) y poco después las 12 Horas de Sebring. Aquel auto fue desarrollado en conjunto con Williams y contaba con el motor V12 6.1 litros derivado del que usaba el McLaren F1. El equipo estaba conformado por los pilotos Joachim Winkelhock, Pierluigi Martini y Yannick Dalmas. 

Volvamos a tiempos actuales. Los nuevos prototipos construidos bajo el reglamento LMDh ofrecen una amplia gama de aplicaciones, incluyendo IMSA y WEC, y son más baratos de desarrollar que los autos de la LMH como el de Toyota. Y es que todos deben usar un mismo chasis fabricado de un proveedor único. Y si bien cada fabricante puede desarrollar su propio motor de combustión, tanto el motor eléctrico como la batería y la transmisión son piezas estándar para todos, también de un proveedor externo.

La marca indica que contará con dos autos para su debut en Daytona 2023.

Marcelo Palomino recomienda

Cuéntanos que opinas